Se confirman las buenas expectativas de venta de la variedad de productos especiales para Navidad que han ofrecido las empresas del Grupo VMR durante la pasada campaña.

Tanto la gama de aves especiales para Navidad, entre las que se encuentran pavos, capones o poulardas entre otras especialidades, como los rellenos frescos de Navidad de la marca Granja Gourmet, han tenido una buena acogida entre los consumidores según los datos de ventas registrados.

Dado el éxito de estos productos, y en concreto el de los rellenos frescos listos para cocinar de Granja Gourmet, se ha decidido incorporar éstos últimos al surtido de productos habitual. De este modo, de ahora en adelante se pueden solicitar por encargo los elaborados: capón relleno, pato a la naranja, poularda rellena, pollo certificado relleno, pollo de granja relleno y pavo relleno.

Se trata de aves perfectamente deshuesadas y rellenas con los mejores ingredientes que, como todos los productos Granja Gourmet, no contienen gluten. Son en definitiva productos de máxima calidad y fáciles de preparar que se adaptan a las preferencias de los consumidores.

Las ventas del pollo amarillo certificado Gallus Gallus que comercializan las empresas del Grupo VMR se han visto reforzadas últimamente.

La recuperación del consumo influye en las preferencias de los consumidores a la hora de hacer la compra, que tienden a elegir cada vez más productos con una calidad superior frente a otros productos. Así, la gama Premium, Gallus Gallus certificado, está experimentando un crecimiento significativo.

La variedad de pollo amarillo Gallus Gallus certificado se distingue tanto por su textura especial como por su sabor exquisito, que se deben a la alimentación que ha recibido. Alimentación que está compuesta por un 65% de cereal en su mayoría maíz y que cuenta con la certificación de la entidad acreditada Calicer. Este producto de valor añadido responde así a las preferencias de un consumidor preocupado por la calidad, ante todo.

 

 

El sector de alimentación y bebidas se consolida como primer sector industrial del país generando 12.000 puestos de trabajo más en 2015. Así se confirmó durante la asamblea general de la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB) que tuvo lugar el pasado mes de diciembre.

Durante la reunión, el presidente de FIAB, Mané Calvo, destacó el carácter estratégico del sector como motor económico y ejemplo de cultura, talento, prestigio y buen hacer, dentro y fuera de nuestro país; y como elemento vertebrador del territorio, fijador de población y generador de empleo y riqueza.

Por su parte, Mauricio García de Quevedo, director general de FIAB, hizo hincapié en la profunda transformación de la Federación durante el pasado año a nivel de cargos refiriéndose a la nueva presidencia, la renovación de las vicepresidencias y el cierre del organigrama directivo. En este sentido, el director general ha afirmado que en este ejercicio “se ha dotado de mayor transparencia, agilidad y eficiencia a la organización para dar respuesta a las necesidades del sector y la sociedad. Igualmente, se ha asumido el objetivo de ampliar los ámbitos de la Administración con los que trabaja FIAB, al igual que el de ganar visibilidad aportando valor añadido”.

Además, en esta asamblea se ha animado a seguir trabajando en las líneas marcadas destacando el papel de FIAB como nexo de unión de casi 30.000 empresas y medio millón de empleados directos que dedican su esfuerzo a ofrecer al consumidor productos seguros y de calidad.

Tras la asamblea, el secretario general de Agricultura y Alimentación del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA), Carlos Cabanas, presidió un homenaje al vocal del Consejo de Dirección de FIAB y director adjunto de Nestlé España, Juan Camín, en el que remarcó la importancia de la industria alimentaria dentro de la economía española, y el papel de FIAB en el trabajo conjunto para la mejora de la industria y el compromiso común con la sociedad.